Elecciones 2020 – vaya, ¡valla!

«Ley Orgánica de Elecciones determina que para acceder al procedimiento de distribución de escaños se requiere haber alcanzado al menos siete representantes al Legislativo en más de una circunscripción electoral, es decir cinco por ciento del número legal de sus miembros, o al menos el cinco por ciento de los votos válidos en todo el país. 

(…) no corresponde aplicar el artículo 13, inciso a), de la Ley de Organizaciones Políticas, debido a que se trata de un proceso extraordinario y no de una elección general como establece esta norma». 

Nota de prensa del JNE

Elegir bien este 2020 a nuevos representantes es un imperativo que tiene todo peruano, después de una disolución del Parlamento y posterior convocatoria a elecciones extraordinarias para completar el periodo 2020-2021, como sabemos son necesarias las reformas emprendidas como la reforma política, reforma judicial y el impulso de la lucha anticorrupción, desnaturalizado por el anterior congreso disuelto constitucionalmente en opinión de una sentencia que emitirá el Tribunal Constitucional recientemente debatida la demanda competencial por el presidente de la comisión permanente, donde la principal fuerza opositora calificada de autoritaria llevó a una salida dramática para el gobierno tras una segunda negativa de la confianza y la caída de dos gabinetes (Zavala y Del Solar).

Una resolución cuestionada del Jurado Nacional de Elecciones (JNE) la primera decisión gris permitió que estos impresentables congresistas disueltos puedan participar en esta nueva elección abriéndoles la posibilidad de retornar al futuro parlamento a continuar con una oposición casi destructutiva, mostramos el espectro político, los intereses y vinculaciones que hay detrás para que se tenga en cuenta al momento de emitir el voto responsable, como siempre la recomendación es que los partidos con graves vinculaciones corruptas y camarillas venales que se saltaron a la luz pública con el caso de megacorrupción de Odebretch (Lava Jato)..

La segunda decisión del JNE nuevamente fue un duro revés para la ciudadanía, esta vez determinaron que no se aplicaría la salida de organizaciones políticas que no superen los 7 representantes al menos en dos localidades a nivel nacional o el 5% de los votos válidos emitidos del padrón electoral, representa una clara violación de la ley electoral, por lo que el problema de los «partidos cascarón» o «vientres de alquiler» se mantendría el 2021 además año del bicentenario de la independencia del Perú. Se trató de impulsar un mejor sistema del sistema político que fue distorsionado por la comisión de constitución presidida en dos oportunidades por la excongresista Bartra, la falta de representación expresado en bases o militantes que realicen política activa es una saldo que los partidos políticos le tienen a la patria convirtiéndose en marcas electoreras que se activan o alquilan cuando se convoca a elecciones, con esta decisión que ningún partido sea retirado de la siguiente contienda electoral agrava la Crisis política, que atraviesa toda la clase política.

Pleno del JNE determinaron la regla sobre la valla electoral. Fotografía JNE.Perú.

El efecto inmediato del cambio de reglas electorales beneficia a numerosos partidos políticos cuya proyección evidenciado en unas recientes encuestas publicadas no superarían el umbral de eliminación de la valla electoral hasta que el presidente del Jurado Nacional de Elecciones el Sr. Ticona lo anuncie, además hay serias acusaciones de llamadas telefónicas con el cuestionado juez supremos en proceso de extradición de España Cesar Hinostroza, donde hace pocos días brindó su manifestación al Ministerio Público. Las agrupaciones que aplaudieron el salvavidas del JNE son Solidaridad Nacional, Contigo, y otras criollamente llamadas «los pitufos» con porcentajes que bordean el 1%.

Los ciudadanos piensan manifestarse mayoritariamente con un voto de protesta nulo, en blanco o no acudirán a sufragar, el porcentaje de otos blancos y viciados disminuyó de un 60% a un 47%, esta cifra podría disminuir aún más por los efectos de el voto útil. Además, no debemos caer en la trampa de los extremismos de derecha como:Trump, Bolsonaro o Morrison, tampoco de los de izquierda al estilo Maduro.Ya se perfila un extrema derecha conservadora representante de las iglesias evangélicas en el Perú con matices de ser mercantilista como lo calificó el periodista Juan Carlos Tafur y que estos pseudo partidos para las elecciones se pintan la cara de buena gente o ciudadanos honestos no será posible que sean expectorados de nuestro sistema de representación.

Raúl Tola opina sobre la valla electoral a 10 días de las elecciones. Fuente: La Mula Reportajes

Finalmente, los peruanos castigamos con la no reelección a los ganapanes, no votemos por un candidato corrupto, con sentencias o procesos judiciales que busca en el parlamento eludir la acción de la justicia, recuerden que el voto por más que es un voto preferencial, va para toda la lista congresal y puede en la práctica estar apoyando indirectamente a alguien con quien no necesariamente estaríamos de acuerdo, tampoco caigamos en la trampa de la apatía o la desesperanza y no viciemos nuestro voto ni votemos en blanco, muchas veces eso quieren los corruptos para alterar las cifras y acrecentar su representación con un efecto factorando el número de representantes por ejemplo de 15 a 30 como ocurrió la última vez en la elección el 2016 y no dejemos que otra persona elija por nosotros, asumamos con responsabilidad elige tú.

Lima 16 de enero de 2020.

«La única oportunidad donde todos los peruanos valemos exactamente lo mismo es al momento de votar»

Glatzer Tuesta

Deja una respuesta

Cerrar menú